Golpe en Bolivia: el Presidente cambió al jefe del Ejército y los militares se repliegan

INTERNACIONALES 26 de junio de 2024 Catalina Catalina
Pc3-1qU7m_1256x620__1

El presidente de Bolivia, Luis Arce, denunció este miércoles un intento de "golpe de Estado" por parte del ahora destituido comandante general del Ejército boliviano, Juan José Zuñiga. Arce, quien relevó a Zuñiga y a los demás mandos militares, aseguró que "resistirá" y llamó a la población a "movilizarse" en defensa de la democracia.

El excomandante Zuñiga, acompañado de un grupo de militares, ocupó con vehículos militares la Plaza Murillo, frente a la sede del Gobierno. Los militares, utilizando un tanque, derribaron la puerta de la Casa Grande del Pueblo, generando un clima de alta tensión en la ciudad de La Paz.

Ante esta situación, el presidente Arce y su vicepresidente David Choquehuanca se mantienen dentro de la sede del Ejecutivo. En un mensaje dirigido a la nación, Arce afirmó: "Aquí estamos, todo el gobierno nacional, con todos sus ministros y ministras, firmes con nuestro vicepresidente, firmes aquí en Casa Grande para enfrentar todo intento golpista, todo intento que atente contra nuestra democracia".

Mientras tanto, diversos sectores sociales y sindicales de todo el país han expresado su apoyo al gobierno de Arce, manifestándose en contra de las acciones de los militares sublevados. Un grupo de militares se mantiene apostado en la Plaza Murillo, incrementando la tensión en la zona.

En declaraciones a los medios, Zuñiga justificó sus acciones argumentando que busca cambiar "el gabinete de Gobierno" para instaurar una "verdadera democracia" en Bolivia. Además, prometió liberar a todos los "presos políticos", incluyendo a la expresidenta interina Jeanine Añez y al gobernador opositor Luis Fernando Camacho, así como a "todos los militares presos".

Te puede interesar
Lo más visto

IMG_5467